LCI: Nuestra evaluación sobre “La posición del PCI (Maoísta) sobre la formación de la Liga Comunista Internacional (LCI)”

¡Proletarios de todos los países, uníos!

Nuestra evaluación sobre “La posición delPCI (Maoísta) sobre la formación de la Liga Comunista Internacional (LCI)”

Recientemente se ha publicado un artículo del Partido Comunista de la India (Maoísta) titulado «La PosicióndelPCI (Maoísta) sobre la formación de la Liga Comunista Internacional (LCI)«. En este artículo, el PCI (Maoísta) expresa su posición sobre el borrador propuesto para la Conferencia Internacional Maoísta Unificada (CIMU) – Propuesta sobre el balance del movimiento comunista internacional y de su actual línea política general, publicada en 2021 – la organización de la CIMU y la declaración política de principios aprobados allí, y el establecimiento de la Liga Comunista Internacional (LCI) en 2022.

En primer lugar, la LCI extiende un saludo comunista al PCI (Maoísta), su Comité Central, el Ejército Guerrillero Popular de Liberación, las masas que luchan bajo su liderazgo en la invencible Guerra Popular y con especial ardor a los Héroes inmortales de la revolución india.

También queremos expresar, camaradas, que no podemos estar de acuerdo con la razón dada de su demora en expresarse en un asunto tan querido para la Revolución Proletaria Mundial hoy, como es la reversión de la dispersión en el Movimiento Comunista Internacional, especialmente debido a ser la posición de un Partido con una tradición internacionalista tan larga como el PCI (Maoísta). Por lo tanto, consideramos importante que el PCI (Maoísta) aclare su posición sobre la LCI. Creemos que la declaración de los camaradas contribuye a la lucha de dos líneas que es necesaria para el desarrollo y la unidad del Movimiento Comunista Internacional (MCI). Es a través de una activa discusión de nuestras diferencias que podremos purgar las ideas erróneas y, en última instancia, alcanzar una unidad internacional más alta y más amplia para hacer una mayor contribución a la Revolución Proletaria Mundial. Discutir tales críticas y evaluaciones en plataformas públicas tiene el beneficio de permitir que el MCI, en un sentido más amplio, sea consciente de los problemas. Pero no debemos estar satisfechos sólo con tales plataformas. Si nuestro objetivo es purificar el movimiento marxista-leninista-maoísta de sus errores y garantizar su acción más efectiva y poderosa en la lucha de clases, también debemos usar plataformas bilaterales donde el desarrollo de problemas se discute de manera más concreta, detallada y más abierta. La creación de tal plataforma entre el PCI (Maoísta) y la LCI es importante y necesaria.

Nuestros puntos de vista sobre algunos de los temas contenidos en la declaración titulada «La posición del PCI (Maoísta) sobre la formación de la Liga Comunista Internacional (LCI

Abogamos por una lucha abierta, lucha de dos líneas, crítica sincera y fraterna y la autocrítica como los únicos métodos marxistas-leninistas-maoístas para resolver contradicciones dentro del movimiento comunista. Por lo tanto, damos el debido peso a las críticas y consejos de los Partidos hermanos. Del mismo modo, estamos dispuestos a realizar una autocrítica seria cuando se demuestre ser necesaria. Sin embargo, la declaración del PCI (Maoísta) plantea algunas preguntas y requiere algunas aclaraciones sobre la Conferencia Internacional Maoísta unificada, el establecimiento de la LCI y la unidad del MCI.

Para llegar a conclusiones correctas sobre cualquier pregunta, uno debe tomar la situación objetiva como punto de partida. En lugar de buscar la verdad en los hechos, seguir un método idealista y, por lo tanto, sustituir por verdad «los hechos» que creamos en nuestras mentes o cuyo resultado está determinado por nosotros mismos, como se puede ver, no coincide con el marxismo-leninismo-maoísmo.Es necesario evitar seguir este estilo. Especialmente si estamos hablando en nombre del proletariado internacional y atendiendo sus intereses. Si hay un problema en la forma en que obtenemos información, entonces las conclusiones que sacamos de esa información serán defectuosas desde el principio.

La declaración del PCI (Maoísta) se encuentra bastante en esta situación. ¿Qué datos y qué esfuerzos han llevado a las conclusiones que marcan las declaraciones del PCI (Maoísta)? Si se ha llegado a una conclusión sobre la base de las discusiones reflejadas en la opinión pública durante el proceso de preparación de la Conferencia Internacional Maoísta Unificada y, como resultado, sobre la base de las declaraciones de los Partidos y organizaciones que se negaron a participar en la LCI, está claro que ésto no es correcto y no puede ser un método científico para tratar los problemas. Podemos sacar esta conclusión del hecho de que el PCI (Maoísta), para concretar las conclusiones que sacan en su declaración, se refieren a las declaraciones de los Partidos y organizaciones que no participan en la LCI (por una razón u otra) y son críticos con la formación de la LCI, y que los camaradas aceptan estas críticas como esencialmente correctas: «Aunque no totalmente, estamos de acuerdo en gran medida las evaluaciones y argumentos críticos de los partidos y organizaciones MLM internacionalmente sobre la formación de LCI«

De las declaraciones de los camaradas está claro que éste ha sido el método básico seguido por ellos. No nos referimos aquí a la crítica ideológica-teórica de los camaradas del PCI (Maoísta). Nos referimos al proceso previo a la formación de la Liga Comunista Internacional y los desarrollos que tuvieron lugar durante este proceso.

En primer lugar, debe dejarse claro que también le damos importancia a las críticas de los Partidos y organizaciones que no forman parte de la LCI y que se mantienen críticos a ésta. También podemos afirmar claramente que hay aspectos de estas críticas y evaluaciones que tenemos en cuenta y que nos sirven a una autorreflexión más fuerte y más aguda. Ese fue el caso ayer, y será el caso hoy y en el futuro. A lo largo de todo este proceso, ciertamente hemos tenido nuestras deficiencias. Estamos hablando de un proceso de una plataforma en la que se han celebrado docenas de reuniones bilaterales y múltiple encuentros a lo largo de los años, con Partidos y organizaciones que tienen diferencias en muchos puntos, incluso si están unidos en puntos básicos. No tenemos ni pretendemos decir que hemos hecho todo perfecta y completamente. En el proceso previo a la formación de la LCI, por supuesto, es posible criticar la forma y el contenido de las discusiones que tuvieron lugar, o que no hubo suficiente discusión. En este sentido, no estamos cerrados a evaluaciones y críticas. No tenemos ningún problema con que el PCI (Maoísta) le dé importancia y tome en serio las críticas y evaluaciones de los Partidos y organizaciones críticas hacia la LCI. El principal problema de los camaradas del PCI (Maoísta) aquí es que se limitan a las críticas y evaluaciones de aquellos que critican la LCI. Aquí, el hecho de que los camaradas adopten una posición y formulen críticas sin conferir con la LCI en la organización y dirección del proceso, y sin ser informados por la LCI del curso del proceso, denota unilateralismo. El unilateralismo es, sin duda, un método propenso a errores. Los camaradas del PCI (Maoísta) esencialmente han cometido este error. Es muy importante comprender y dominar la situación en su conjunto. Este enfoque conducirá a la realización de las críticas. A este respecto, las críticas a la organización del proceso se basan en prejuicios. De la misma manera, sacar conclusiones sólo sobre la base de documentos disponibles públicamente es problemático. A lo largo de todo este proceso, ha habido muchas reuniones bilaterales y reuniones con una participación más amplia. El proceso de la CIMU y los problemas ocurridos se discutieron en estas reuniones bilaterales y múltiples encuentros, incluyendo a los Partidos y organizaciones que no consideraron bien participar en la LCI debido a diferencias. Los puntos de discusión en estas reuniones y la actitud hacia los problemas de los Partidos y organizaciones involucradas están documentados. Nuestra expectativa y lo que esperamos es tener discusiones concretas con camaradas del PCI (Maoísta) sobre estos documentos y escuchar sus críticas después de estas discusiones e informes. Es inaceptable intentar definir el proceso independientemente de lo que se acaba de mencionar, basándose únicamente en documentos públicos y, por lo tanto, descartar los esfuerzos realizados.

En segundo lugar. A lo largo de todo el proceso, los camaradas del PCI (Maoísta) no sentían la necesidad o la responsabilidad de contactar a los Partidos y organizaciones involucradas en el proceso del comité organizador de la CIMU o de la misma CIMU. El antiguo comité de coordinación de la CIMU y sus Partidos constituyentes intentó de todas las formas posibles establecer canales directos y seguros con el PCI (Maoísta). A través de estos canales podríamos haber informado directamente y discutido todos los temas importantes de la LCI y el trabajo preparatorio para la organización de la CIMU. Pero el PCI (Maoísta) ha ignorado todos estos esfuerzos. Al igual que todos los Partidos y organizaciones, el PCI (Maoísta) indudablemente tendrá sus propias razones que no está obligado a hacer públicas. Pero estamos hablando de un proceso de falta de compromiso que ha continuado durante años. Al final de este proceso de falta de compromiso, los camaradas optaron por hacer una declaración sin contactar al ex-comité organizador de la CIMU, ni a la dirección de la Liga Comunista Internacional, ni ninguno de los Partidos y organizaciones que integran la LCI, ni solicitar cualquier información. ¡Es una situación sorprendente!

En tercer lugar. Tomamos muy seriamente las críticas del PCI (Maoísta) a las posiciones teóricas, ideológicas, organizativas y políticas de la LCI. Estos puntos de crítica podrían ser discutidos en base a la unidad en los tres pilares básicos: 1. La defensa del marxismo-leninismo-maoísmo; 2. Luchar contra el revisionismo; y 3. Estar por la Revolución Proletaria Mundial. También son necesarios para el desarrollo del MCI sobre una base ideológica-teórica-política y organizativa más sólida. La lucha de dos líneas debe preferirse al compromiso oportunista. En las discusiones durante el proceso del Comité de la Organización de la CIMU, críticas y evaluaciones similares provinieron de diferentes Partidos y organizaciones, e incluso de algunos Partidos y organizaciones que se encuentran actualmente en la LCI. Contrariamente a la explicación del PCI (Maoísta), la LCI es una organización que existe con estas diferencias. No se ignoran, se están discutiendo y continuarán siendo discutidas. En el proceso de discusión, también se han reflejado en la opinión pública. Pero lo importante aquí es cómo manejaremos las diferencias sobre la base de las necesidades de la Revolución Proletaria Mundial, mediante qué métodos avanzaremos en la línea de la unidad-lucha-unidad. Se ha establecido una unidad de comprensión sobre los principios básicos. Se está siguiendo una actitud basada en estos principios básicos y un esfuerzo para desarrollar la unidad a través de la discusión. Creemos que este método es mucho más apropiado teniendo en cuenta el proceso de la lucha de clases por todo el mundo y las necesidades de la Revolución Proletaria Mundial.

En su declaración, el PCI (Maoísta) nos acusa de tener una actitud sectaria y un método de trabajo incorrecto que supuestamente es capaz de obstaculizar la lucha de dos líneas. Al hacer esta acusación, no explican en qué hechos objetivos e información se basa dicha evaluación. El presidente Mao Tsetung definió el sectarismo como la política de «puertas cerradas». Un breve análisis objetivo es suficiente para ver que esta declaración no tiene una base objetiva. El lanzamiento de la CIMU y la creación de la LCI no fue un evento que se dio de la noche a la mañana. Por el contrario, es el resultado de más de una década de intensos esfuerzos internacionales, especialmente y más intensamente en la década de 2012 a 2022, durante la cual se aumentó la preparación ideológica, política y organizacional, lo que resultó en un aumento significativo de la lucha de dos lineas en el MCI. Durante este período, además de la formulación y publicación de numerosos documentos, revistas teóricas y declaraciones públicas, tomaron lugar docenas de grandes reuniones de Partidos, docenas de encuentros y cientos de reuniones de trabajo. Estas reuniones y encuentros, que discutieron temas sobre la base de documentos y declaraciones, teniendo en cuenta el tiempo de preparación que involucra miles de páginas de documentos, coordinación, intercambio de experiencias, trabajo de educación y campañas de acción conjunta, requirió un esfuerzo material considerable y se celebraron cara a cara. Estos eventos incluyeron siete reuniones de Partidos y organizaciones marxistas-leninistas-maoístas en Europa, cinco reuniones de Partidos y organizaciones en América Latina y la primera conferencia de Partidos y organizaciones marxistas-leninistas-maoístas en América. De estos, el PCI (Maoísta) participó en persona, en el III Encuentro de Partidos latinoamericanos, e informó al cuarto encuentro de sus imposibilidad de estar presente y solicitó la agenda para enviar una contribución. Estas solicitudes fueron recibidas inadvertidamente por un grupo específico, determinado a obstruir el proceso de la CIMU por todos los medios, y no llegaron debido al sabotaje de la información. Este proceso involucró a todos los partidos y organizaciones marxistas-leninistas-maoístas con los que había canales directos de comunicación, tanto aquellos que participaron en el proceso como a los que están fuera del proceso, y que siempre fueron invitados a participar en el proceso. Todos ellos fueron invitados directa y personalmente a participar en la CIMU. También se debe enfatizar que esta fue la única iniciativa colectiva que avanzó y funcionó sistemáticamente en la preparación de la CIMU, y la única que logró superar parcialmente la dispersión grave y prolongada en el MCI. Este proceso, en contraste con el sectarismo, es indicativo de un esfuerzo real, no simbólico o sólo retórico, para la unidad comunista. Si dicha «posición sectaria» fuera realmente cierta, ¿cómo se explicarían los cambios significativos realizados en la versión de la Declaración Política y los Principios (DPP) aprobados por la CIMU en el «balance del movimiento comunista internacional» y en la «propuesta de borrador de la actual línea política general»? Tales cambios se explican por hechos objetivos. Todos aquellos que querían participar activamente en la CIMU pudieron presentar sus puntos de vista, librar una lucha abierta y sincera, expresar una unidad sólida de voluntad y lograr una unidad real a un más alto nivel. Casi todas las etapas del proceso de la CIMU se realizaron a través de lucha de dos líneas. Las importantes diferencias ideológicas y políticas entre los miembros de la LCI han sido y continúan siendo discutidas durante todo el proceso. Pero esto no ha impedido que los Partidos participantes se unan en torno a los principios fundamentales del marxismo-leninismo-maoísmo y los ejes de la línea política general para el MCI. Así es como debería ser. Por supuesto, como la CIMU no se basó en acuerdos eclécticos, sino en la lucha de dos líneas que busca unirse lo más ampliamente posible sobre los principios básicos del marxismo-leninismo-maoísmo, no todas las críticas de la «base de la discusión» formuladas durante el proceso preparatorio se han tomado en la «declaración política de principios».

El resultado de la creación de la LCI; << Entonces, la LCI formada en nombre de la «unificación» refleja solo la posición de un tipo de marxistas-leninistas-maoistas. No representa la comprensión unificada de varios Partidos>>, merece ser evaluada en varios puntos. En primer lugar, nuestro problema no es sólo sobre qué comprensión marca la posición que se ha tomado o es probable que se tome, sino también si la línea ideológica-teórica, organizacional-política que emerge tiene una contraparte en la lucha de clases. En segundo lugar, la determinación de que «no representa la comprensión unificada de varios Partidos» es una evaluación subjetiva, no es objetiva. ¿Según qué y según quién la LCI «no representa la comprensión unificada de varios Partidos»? Los miembros marxistas-leninistas-maoístas de la LCI han acordado que las condiciones actuales de la lucha de clases requieren que los comunistas tomen una posición unificada y formen una plataforma central. Algunas de las fuerzas marxistas-leninistas-maoístas, por varias razones, no participaron en la realización de esta formación. Naturalmente, han surgido aproximadamente dos entendimientos diferentes y dos orientaciones diferentes. Ninguna posición o plataforma que pudiera formarse representa el «todo».

Representar el todo siempre toma la forma de acordar sobre líneas generales, principios básicos y la orientación general. Esto es lo que se ha hecho en el caso específico de la LCI. Por supuesto, es preferible unir a una parte lo más grande posible. Sin embargo, no es preferible para nosotros, bajo el pretexto de unir a una parte más amplia, dejar la creación de un centro internacional unificado de comunistas, que se establece en términos del período que estamos atravesando y el proceso a seguir, para una fecha indeterminada. Además, como se indica en la declaración de fundación de la LCI, es una organización abierta a todos los marxistas-leninistas-maoístas. En el camino a la Conferencia Internacional de Maoísta Unificada, no se adoptó ningún enfoque de que «los que aceptan el borrador de discusión presentado por el comité preparatorio pueden venir, los otros no pueden». Por el contrario, se afirmó que aquellos que criticaron el borrador político del CCIMU deberían expresar sus puntos de vista y críticas en la CIMU, tratar de hacer que sus ideas fueran dominantes y formar una unidad de lucha más fuerte junto con aquellos que decidieron unirse a la CIMU pero fueron críticos con el borrador político del CCIMU, etc. Si, a pesar de todos estos esfuerzos, prefirieron permanecer distantes, ¿quién debería ser criticado? Es revelador entre los Partidos que no participaron, que ninguno ha salido a decir que no fueron invitados a participar o que se les haya obstaculizado a hacerlo. En otras palabras, ¿quiénes son los obstáculos para una unidad más amplia? El enfoque de una posición de «un tipo de marxista-leninista-maoístas» está sin duda vinculado a las críticas al sectarismo de la LCI. Este enfoque se basa en la unidad de la línea política-ideológica-organizativa de una parte esencial de los componentes de la LCI. Estamos fundamentalmente en desacuerdo con la división de las corrientes maoístas en «diferentes tipos y bloques». El hecho de que haya partidos comunistas más cercanos entre sí no nos lleva a considerarlos como el mismo «tipo». Este enfoque serviría para enmascarar las diferencias político-ideológicas entre los movimientos maoístas en diferentes países, ocultar la lucha de dos líneas dentro de los movimientos maoístas e ignorar las estructuras propias e independientes de los movimientos maoístas en cada país. No es correcto que los camaradas de PCI (Maoísta) consideren la LCI como “un tipo de” corriente monolítica dentro del maoísmo. La afinidad ideológico-política de la mayoría los componentes de la LCI lleva a camaradas a esta conclusión ilusoria. Posiblemente la fuente de la crítica sobre el «sectarismo» podría ser derivada del supuesto de que la mayoría de los miembros imponen su posiciones debido a su cercanía, lo que de hecho no es el caso. La LCI rechaza la crítica de la corriente monolítica de «talla única» de la cual hablan los camaradas. Esto está en línea con la realidad y con el enfoque de la LCI, la cual se basa y practica la lucha de dos líneas.

La declaración del PCI (Maoísta) dice: “Nuestro partido ya dio a conocer su documento político sobre la formación de la Organización Internacional en 2017 y esto fue publicado en Maoist Road como parte del debate internacional […] Antes de esto, nuestro partido publicó un documento en el que escribió claramente sobre las experiencias de Movimiento Comunista Internacional, sintetizado la presente situación internacional y del movimiento y sobre la formación de la Organización Comunista Internacional apropiado para ello, que significa una organización internacional proletaria comprometiendo a partidos y organizaciones maoístas y los aspectos ideológicos, políticos y organizativos. El MCI también lo publicó. El Partido Comunista de Nepal (Maoísta Revolucionario), Túnez, PCR-RCP Canada-Iskra, Partido Comunista (Maoísta) de Afghanistán, la Union Obrera Comunista (MLM) hicieron estudios y observación responsables, escribieron notas críticas y se las mandaron al CCIMU para el debate. Pero no hubo respuesta de los organizadores y los simpatizantes«.

Se puede argumentar sobre qué fundamentos no se puso en la agenda la discusión de la plataforma propuesta para el Movimiento Comunista Internacional en la Declaración del PCI (Maoísta) (PCOI (Maoista) del Comité Central de 2017). En nuestra opinión, la razón más importante para esto es que el PCI (Maoísta) no ha hecho un esfuerzo especial para poner este documento en la agenda de otros Partidos y organizaciones. ¡Estamos hablando de un documento transmitido a través de internet o «a través de intermediarios»! Como se puede ver en el pasaje citado anteriormente del artículo del PCI (Maoísta), «otros» han tratado de poner esta declaración en la agenda. Por lo tanto, este documento ha seguido siendo una declaración de la que muchos Partidos y organizaciones han escrito de vez en cuando en el Movimiento Comunista Internacional. Está claro que cada declaración hecha por cada Partido u organización no necesariamente tiene que estar en la agenda de otros Partidos y organizaciones. El enfoque del PCI (Maoísta) de «¿por qué no se discutió nuestro documento» al evaluar la LCI sin haber hecho ningún esfuerzo especial para ello, no es válido. Sin embargo, debe tenerse en cuenta que un movimiento maoísta como el PCI (Maoísta), con una larga y sólida tradición de 60 años, un movimiento maoísta persistente, determinado y sostenido en su estrategia revolucionaria, ocupa un lugar especial para todas las fuerzas maoístas. La LCI también adopta este enfoque. El documento publicado por los camaradas ha sido analizado y evaluado por cada miembro de la LCI de acuerdo con este enfoque. Sería incorrecto decir que este documento no ha recibido la atención que merece. Por el contrario, fue uno de los Partidos miembros de la LCI, a petición del PCI (Maoísta), el que distribuyó el documento a través de canales internos, y alentó el debate sobre el documento, antes de que fuera publicado en Maoist Road o cualquier otro sitio web.

En ese sentido, ha tenido un impacto indirecto en el proceso. Más allá de eso, el proceso progresa, madura y se organiza a través de discusiones e intercambios de ideas. En condiciones donde los camaradas no estaban presentes en esta etapa del proceso, el hecho de que soliciten una evaluación particular de sus textos es contrario al espíritu de estos procesos. Otro aspecto de esta pregunta debe aclararse. En la declaración del PCI (Maoísta), el PCI (Maoísta) fue uno de los Partidos involucrados al comienzo del proceso que culminó en la LCI. El PCI (Maoísta) participó en las discusiones sobre la unificación del Movimiento Comunista Internacional y en las reuniones bilaterales y encuentros donde tuvieron lugar tales discusiones. Por lo tanto, la LCI no «cayó de repente del cielo». Tampoco es el resultado de un proceso que comenzó con el control y la planificación de «cierto grupo». El PCI (Maoísta), que al comienzo fue parte de este proceso, dejó todo esto a un lado y trazó una línea diferente para sí mismo.

El PCI (Maoísta) declaró: “En lugar del proceso seguido para la formación de la LCI, nuestro Comité Central opina que hay una gran necesidad de movilizar en un foro común que funcione basándose en la aprobación y unanimidad de todos los partidos, así como, además de los partidos de la LCI, todos los partidos y organizaciones revolucionarias Marxistas-Leninistas-Maoístas que son ideológicamente cercanas a éstos, para poder intercambiar mutuamente sus experiencias y posicionamientos ideológicos y políticos «. Al condenar la LCI con una evaluación subjetiva del proceso de formación de la LCI e ignorar la organización LCI, la propuesta de «movilizarse en un foro común que trabaja basándose en la aprobación y la unanimidad de todas los Partidos ...» no es comprensible para nosotros. Se puede decir que la LCI tiene deficiencias, limitaciones e incluso algunos errores, que ya se ha dicho. ¿Por qué evitar unificar el Movimiento Comunista Internacional ampliando la membresía en torno a la organización existente haciendo un esfuerzo para eliminar las deficiencias, errores e insuficiencia de esta organización? Habiéndose formado una organización central de 15 Partidos y organizaciones de 14 países como resultado de un proceso largo y laborioso, el esfuerzo por crear otra plataforma casi ignorándola es un enfoque inaceptable para nosotros.

Unirse bajo el maoísmo

La preparación, el desarrollo y la culminación de la CIMU se guiaron por la lucha de dos líneas. Como resultado de las discusiones, se decidió unirse alrededor de tres pilares principales que eran el punto principal de unificación y desarrollo para los marxistas-leninistas-maoístas: 1) Defender el marxismo-leninismo-maoísmo, 2) La lucha contra el revisionismo, 3) La Revolución Proletaria Mundial.

Estos principios están incorporados en el eslogan «unirse bajo el maoísmo». Este eslogan también es el espíritu y la guía que guió el trabajo de la CIMU y la fundación de la LCI sobre la base de la defensa inquebrantable de los principios del marxismo-leninismo-maoísmo. Es por eso que creemos que debe permanecer en la LCI como un principio rector que separa el marxismo y el revisionismo.

El hecho de que estos problemas ideológicos-teóricos y político-organizativos estén siendo ampliamente discutidos por Partidos y organizaciones marxistas-leninistas-maoístas, el avance exitoso de los largos años de preparación de la CIMU y el eventual establecimiento de la LCI tiene un significado importante en la lucha del Movimiento Proletario Internacional. Este largo y difícil proceso, a pesar de sus deficiencias, se llevó a cabo con intenso trabajo y esfuerzo. En lugar de bloquear la lucha de dos líneas, la fundación de la LCI ha elevado la lucha de dos líneas, que continúa desarrollándose en el Movimiento Comunista Internacional, a un nivel superior.

En marzo de este año, en 2023, la LCI hizo una declaración pública a través de una resolución sobre la unidad del MCI. Dijo inequívocamente su posición sobre este tema y una serie de problemas relacionados con la unidad del MCI después de la CIMU. El PCI (Maoísta) no se refiere a esta resolución. Por lo tanto, incluiremos algunos extractos de este importante documento:

La Liga Comunista Internacional no medirá esfuerzos para establecer relación directa con todos los Partidos y Organizaciones M-L-M que quieran trabajar por la unidad y no por la escisión y que defiendan los tres principios básicos: 1. la defensa del marxismo-leninismo-maoísmo, 2. la lucha contra el revisionismo y 3. Estar Por la Revolución Proletaria Mundial. La LCI trabajará celebrando reuniones, encuentros y foros con el fin de elevar la lucha de dos líneas y promover la unidad ideológica y política. Por lo tanto, apoyará todas las propuestas, iniciativas, foros que sirvan a desarrollar la unidad-lucha-unidad. Tal como se afirmó en la Declaración Política y de Principios:

La Nueva Organización Internacional es un centro de coordinación ideológica, política y orgánica, basada en el centralismo democrático y en la solución de los problemas a través de consultas mutuas y permanentes entre los partidos y organizaciones que la conforman, y extenderá este procedimiento a todos los que, participando de los mismos principios y propósitos, estén fuera de ella.’

la fundación de la LCI no cierra el proceso de lucha por la unidad, sino que abre toda una nueva etapa ‘de la lucha organizada por la reconstitución de la Internacional Comunista, bajo el mando y guía del maoísmo’ y nos disponemos y comprometemos a mover cielo y tierra para luchar por la reconstitución de la gloriosa Internacional Comunista”. Estamos preparados y determinados para luchar para restablecer la gloriosa Internacional Comunista.

Si una parte activa y significativa del Movimiento Comunista Internacional (MCI) se puede unir sobre la base de los principios del marxismo-leninismo-maoísmo, ¿por qué no puede hacerlo esta parte? ¿Por qué razón este avance es caracterizado por ustedes como un problema para la unidad en su declaración? ¿Se puede lograr tal unidad sólo si todo el MCI se une al mismo tiempo? ¿No es una conclusión paradójica pensar que los factores subjetivos para la revolución son demasiado débiles, que el MCI es tan malo y al mismo tiempo afirmar que que sea negativa la unificación firme y consciente de 15 Partidos y organizaciones sobre la base ideológica de los principios del marxismo-leninismo-maoísmo y los ejes avanzados sobre la línea política general para el MCI? ¿No ha mostrado lo contrario la experiencia histórica del proletariado internacional, que la lucha por la unidad internacional del proletariado se realiza a través de la unificación y la secesión (I, II, III Internacional)?

Consideramos que las críticas y evaluaciones realizadas por el PCI (Maoísta) a la línea política general contenida en la «declaración política de principios» son cuestiones relevantes que deben aclararse de manera organizada, de acuerdo con los métodos y criterios proletarios revolucionarios, en medio de una lucha de dos líneas. Esperamos tener la oportunidad de discutir cada uno de estos temas de manera bilateral, directa y organizada. Sin embargo, enfatizamos que estas diferencias no representan ninguna diferencia de principios ideológicos que formaron la base de la unidad de los 15 Partidos y organizaciones en la fundación de la Liga Comunista Internacional. Estamos convencidos de que el Movimiento Comunista Internacional, reunido bajo este estandarte rojo, avanzará y atestará un poderoso golpe al imperialismo, la reacción y todo el revisionismo y el oportunismo.

Liga Comunista Internacional (LCI)

Octubre de 2023

Noticia anterior Chile: reporte de protestas de campesinos y temporeros en Maule y O’Higgins
Siguiente noticia Evento: Conmemoración 130 años del Presidente Mao Tse- tung